CUBA SOCIALISTA

¡Alerta: ofensiva contra Cuba en Ginebra!

Conspiración diplomática contra Cuba para conseguir una condena de la Comisión de Derechos Humanos

Nicaragua se ha prestado a denunciar a Cuba el próximo 15 de abril, ante la 58 asamblea de la comisión de derechos humanos de las Naciones Unidas en Ginebra, según ha anunciado hoy, 10 de abril, el Ministerio de Asuntos Exteriores del país centroamericano.

Incluso Estados Unidos había presionado sobre el Gobierno nicaragüense para que incluyera en su delegación a un miembro del exilio cubano. Sin embargo, Nicaragua replicó que sólo sus propios ciudadanos pueden representar a su país. Washington trataba de repetir lo que ya sucedió entre los años 1997 y 2001, cuando Luis Zúñiga, un terrorista de origen cubano, integró la delegación nicaragüense. Ahora le sustituirá Ana Navarro, nicaragüense residente en Miami, también ligada a la Fundación Nacional Cubano-Americana. Se da la circunstancia de que la Fundación está apoyando a Bush y a Sharon en la masacre del pueblo palestino: reclaman derechos humanos en Cuba, y sostienen las matanzas en Oriente Próximo.

Ana Navarro ya intervino como miembro de un grupo de presión de la Fundación terrorista cubano-americana para impedir la devolución a Cuba del niño secuestrado Elián González.

Un documentos en inglés y elaborado en Washington

Desde hace unos meses el gobierno de los Estados Unidos viene desatando una intensa campaña diplomática para obtener una condena de la Comisión de Derechos Humanos contra Cuba. Pero pretenden que la misma se apruebe a través de gobiernos latinaomericanos que se presten a ello. Se trata de reiterar la imagen gastada y prefabricada de que Cuba ha sido nuevamente condenada en Ginebra por "violación de los derechos humanos".

Para lograrlo, el Departamento de Estado elaboró un proyecto de resolución cuya autoría la atribuyó inicialmente a Perú, país que se encargaría de presentarlo en la Comisión de Derechos Humanos y así conseguir un voto de condena a Cuba.

Sin embargo, Estados Unidos, una vez más, fue sorprendido en la mentira: el gobierno peruano manifestó oficialmente que no era el autor del documento de condena a Cuba, y se quejó al Departamento de Estado por involucrarle en esta sucia maniobra. Por tanto, era falsa la afirmación del Departamento de Estado sobre el particular, y así se lo expresó al gobierno de Bush.

El documento que presentará Nicaragua todavía está en inglés, y es más o menos el mismo que en los tres años anteriores presentó el gobierno norteamericano a través del gobierno checo. Pero este año la República Checa se han negado a prestarse a ese juego y a dar la cara de nuevo porque la vergüenza diplomática es creciente.

El documento aún no se está discutiendo en Ginebra, que es donde debería ser examinado, sino en Washington, porque Estados Unidos está tratando de asegurarse antes de lanzarlo en Ginebra a través de terceros países. Con ello Estados Unidos está llevando es descrédito a la Comisión de Derechos Humanos. El objetivo de mantenerlo en secreto es evitar que los diplomáticos cubanos puedan replicar los infundios que en el mismo se contienen.

Antes de obligar a Nicaragua a patrocinar la condena, la diplomacia estadounidense se reunió en Washington con todas las embajadas latinoamericanas, empleando para ello todos las presiones imaginables a fin de forzar a alguno de ellos a dar la cara ante la Comisión.

Presiones al Grupo de Río

Estados Unidos presiona también para tratar de que en la reunión ministerial del Grupo de Rio que se está celebrando ahora (9 y 10 de abril) en San José, Costa Rica, ciudad que recuerda anteriores patrañas contra Cuba, en el marco de la Organización de Estados Americanos, se obtenga un amplio apoyo a la condena.

Así pues, el tema de Cuba se está discutiendo en el peor de los estilos diplomáticos, en reuniones secretas, en conciliábulos a puerta cerrada y en conspiraciones de salón.

Antes de que Nicaragua cediera al chantaje, Estados Unidos quería utilizar al Grupo de Río para armar la nueva patraña contra Cuba, cuando solo faltaban unos días para que venza el plazo para presentar la resolución condenatoria y aún no había podido encontrar un patrocinador para la farsa. Detrás de la maniobra había un país que no es miembro del Grupo (Estados Unidos) que se empeña en que el asunto se discuta y apruebe en Ginebra.

Estados Unidos exige de los gobiernos latinoamericanos la firma de un papel en blanco contra Cuba que ellos se han encargado previamente de llenar de contenido. Ya hay tres países latinoamericanos (Argentina, Uruguay y Costa Rica) que han anunciado que votarán a favor de la resolución anticubana, aún cuando todavía no hay documento formalmente presentado. Es un caso insólito, una actitud nueva en la que un país expresa su disposición a favor de algo que todavía no ha visto y nadie ha presentado. Es una prueba de servilismo virtual: están dispuestos a arrodillarse cuando todavía nadie se lo ha pedido.

Argentina: la paja en el ojo ajeno

En Argentina, Duhalde ya ha revelado que, a pesar de que el Senado votó una resolución pidiendo abstenerse y de que esta semana una moción similar será aprobada por la Cámara, volverá a votar contra Cuba. A causa de la grave crisis económica, Duhalde no ha tenido otra opción que arrodillarse ante Washington, que lo humilla y lo presiona. Al tiempo, Bush le niega el apoyo financiero para salir de la grave situación financiera. Como ha expuesto el canciller cubano Pérez Roque, Duhalde está atrapado en su propio corralito: el de la independencia nacional y el decoro.

Curiosamente, Argentina tampoco vota en Ginebra para condenar las violaciones de los derechos humanos en los territorios palestinos. Por el contrario, se abstiene.

Además Argentina es el país menos adecuado para hablar de los derechos humanos de los demás, en un país donde más de la mitad de la población ha sido condenada injustamente a la pobreza, donde le han robado el dinero a la gente, donde han asesinado a más de 30 personas en medio de una represión policial verdaderamente repugnante. En suma, un país tan negro como Argentina en materia de derechos humanos no tiene ninguna autoridad moral para ocuparse de otra cosa que de sus propios crímenes de Estado.

Uruguay vende su voto a cambio de exportaciones de carne

El presidente uruguayo, Jorge Batlle, ha expresado igualmente que votará contra Cuba aunque reconoció que no sabe aún qué es lo que va a votar.

En el caso de Uruguay, la Cancillería considera que deberían abstenerse, que no se debe votar a favor del proyecto de condena y que no debería promover la resolucón. La opinión de la Cancillería se ha expuesto oficialmente a la Comisión de Relaciones Internacionales del Parlamento, pero Batlle personalmente tomó esa posición y no se puede cambiar. La Cancillería incluso no descartó que Uruguay participara en el grupo de países que presente el texto anticubano.

El presidente Bush le prometió a Batlle, que si Uruguay presentaba la resolución, que si Uruguay votaba a favor de ella, Estados Unidos compraría más carne uruguaya, y a Batlle le interesan más los mercados que la honra.

Pero Uruguay no ha abordado aún el problema de la impunidad que hasta hoy ha prevalecido en el país y que ha hecho posible que ni un solo torturador, asesino y violador de los derechos humanos de la sangrienta dictadura haya comparecido ante la justicia.

Costa Rica: de paraíso sexual de los pederastas a defensor de los derechos humanos

En cuanto al gobierno de Costa Rica, que es otro país latinoamericano que ha anunciado también su voto en contra Cuba, además de la falta de libertades sindicales, se ha convertido en un paraíso para la explotación sexual de niños y niñas, la Tailandia de Centroamérica. El canciller cubano dijo gráficamente que a Costa Rica lo único que le falta, que es pedir su anexión a Estados Unidos.

Pero parece que México no se prestará a organizar una resolución contra Cuba, ni tampoco a patrocinarla, ni a sumarse a una condena.

El año pasado solo cuatro países latinoamericanos (Costa Rica, Guatemala, Uruguay y Argentina) de los 11 países latinoamericanos de la Comisión votaron contra Cuba. Venezuela votó a favor y naciones como Brasil, Ecuador y Colombia se abstuvieron.


Acta Moderna - Antiglobalización - Bienvenida - Congresos - Contactos - Convocatorias - Cuba - Documentos - Documentos del militante - Enlaces - Organigrama - PALESTINAPlan de Trabajo - Prensa - Profesionales y Comunistas - Resoluciones - Rincón de la fotografía - VENEZUELA
Volver a la página de inicio


Los comentarios son bienvenidos (profpcm@profesionalespcm.org): Carta a profpcm@profesionalespcm.org
Teléfono: (+34) 91 539 20 05 Fax. 91 539 03 37
Domicilio Social: C/Fray Luis de León, 12 - Esc. 2-2º (28012) Madrid. 
Domicilio

Estamos en obras y creciendo. Envíanos tu aportación, o comentarios via formulario.
Recomendado reproducir material citando su procedencia..

Gracias por no fumar en los lugares comunes - http://tobacco.who.int GRACIAS POR NO FUMAR EN LUGARES COMUNES